La inflamación de los senos paranasales, conocida como sinusitis, puede deberse a infecciones víricas o bacterianas, entre otras causas. El frío y la humedad propios del otoño pueden hacer que los síntomas de esta patología se exacerben.

Los lavados nasales se recomiendan como parte del tratamiento sintomático de la sinusitis crónica . Entre los métodos de lavado nasal, se recomienda la irrigación nasal para una limpieza completa de las fosas nasales y senos paranasales.

Las principales guías clínicas recomiendan la irrigación nasal como tratamiento adyuvante a las terapias farmacológicas, ya que con esta técnica se puede reducir la obstrucción nasal que provoca esta afección.

En los casos en los que se padece alguna afección respiratoria de las vías altas de forma crónica, los lavados nasales, al menos una vez al día, pueden aliviar los síntomas, mejorando la calidad de vida.

¿Qué dispositivo debo utilizar para realizar un lavado nasal?

Tradicionalmente, el lavado nasal se realizaba con peras de goma o jeringas. Los lavados nasales con estos sistemas pueden resultar incómodos, además de tener riesgo de producir alteraciones óticas.

Actualmente, existen productos en el mercado para realizar lavados nasales de forma eficaz, cómoda y sin ningún riesgo para la salud del paciente. Uno de estos dispositivos es RhinoDouche®. La utilización de este dispositivo con SinuSal®, una mezcla de sales con xilitol formulada específicamente para la mucosa nasal, permite obtener un líquido de irrigación que recorre las fosas nasales y senos paranasales, realizando una limpieza completa. Se comercializa tanto en su formato tradicional orientado a los adultos como en un formato especialmente adaptado a los niños (RhinoDouche® Junior).

La irrigación nasal con RhinoDouche® se realiza con un alto volumen y presión por lo que arrastra de manera más eficaz el acúmulo de secreciones, partículas y mucosidad.

Añade RhinoDouche® al tratamiento de tu sinusitis crónica y comprobarás un alivio instantáneo de la inflamación y la obstrucción nasal provocada por esta enfermedad.