Preguntas frecuentes2018-09-28T10:00:25+00:00

Consúltenos cualquier duda

Estamos encantados de resolver cualquier tipo de pregunta que tenga con respecto a nuestros productos o sus usos.

Preguntas frecuentes de nuestros pacientes:

RhinoDouche está indicado para todas aquellas personas que sufren cualquier tipo de sinusitis o rinitis, incluyendo las causas infecciosas o alérgicas, que  causan exceso de mucosidad y/o obstrucción nasal.

Cuando se administran fármacos intranasales.  Es conveniente lavar las fosas nasales antes de la aplicación del medicamento para evitar que se diluyan con la mucosidad y conseguir así una mayor eficacia.

Después de la cirugía endonasal. Es importante la limpieza nasal para eliminar coágulos y costras y así, evitar adherencias.

En ambientes con alta polución del aire, la contaminación provoca inflamación de la mucosa nasal y altera el sistema de autolimpieza nasal (aclaramiento mucociliar). La irrigación nasal se recomienda en estas situaciones para limpiar la nariz de las impurezas depositadas sobre la mucosa y facilitar su eliminación.  Numerosos estudios avalan las propiedades de la irrigación nasosinusal estando recomendada como tratamiento de  primera elección en diversas formas de sinusitis crónicas por guías de la Sociedad Europea de ORL (otorrinolaringólogos).

RhinoDouche está recomendado cuando aparecen síntomas nasales provocados por la alergia. La irrigación nasal ayuda a mejorar los síntomas clásicos de la alergia, como es la rinitis, sin fármacos y produce una sensación de descongestión inmediata. Además su uso en la época de pólenes facilita la eliminación de los pólenes de la nariz y ayuda a que la inflamación de causa alérgica sea menor.

Al no ser un medicamento, el uso de RhinoDouche junto con SinuSal XL o el uso de RhinoDouche Junior junto con SinuSal Junior, puede usarse de forma indefinida.

Durante la época de alergias por polen, es recomendable usar RhinoDouche  por la mañana, tarde, noche y previo al uso de medicamentos administrados por la nariz para favorecer la absorción de su principio activo.

Durante los procesos de congestión nasal por catarros , etc. se recomienda usar RhinoDouche 2 ó 3 veces al día (mañana, tarde y noche) para eliminar el exceso de moco acumulado.

En casos de sufrir procesos crónicos como sinusitis, se recomienda usar RhinoDouche una vez al día (mañana o  noche).

Si se usa RhinoDouche como medida de higiene, se recomienda su uso 1 vez al día, al levantarse o acostarse. Al no ser un medicamento, puede usarse de forma indefinida.

Sí, se puede usar cualquier agua  potable que Ud. use para beber. Si el agua de su grifo no es de buena calidad (exceso de sedimentos, cloro, etc.) debe sustituirla por agua envasada para beber o agua destilada adquirida en farmacia.

No, no se deben hacer lavados nasales únicamente con agua.  La mucosa nasal, a diferencia de la mucosa bucal, es extremadamente sensible a la concentración de sales. La irrigación con agua resulta dolorosa y daña la mucosa nasal, afectando a la función de los cilios nasales y con ello a su capacidad de autolimpieza (aclaramiento mucociliar).

No es recomendable usar sal de mesa. Contiene antiapelmazantes (ferrocianuro, sílice, etc.) y  otros aditivos (yodo, fluor) que son irritantes para la delicada mucosa nasal. A diferencia de Sinusal, la sal de cocina no produce un líquido de irrigación tamponado que neutralice el exceso de cloro. Tampoco contiene los iones (Ca, K) a las concentraciones existentes en la mucosa, y que son necesarios para que la irrigación no los diluya. Estos iones son críticos para la correcta función de los cilios nasales. Por otra parte, el xilitol contenido en SinuSal tiene un efecto hidratante sobre la mucosa al ser extremadamente higroscópico, haciendo la irrigación más placentera y evitando que se reseque.

No, la composición de SinuSal XL  y SinuSal Junior es la misma.

Presione la botella suavemente para que la altura de salida de líquido sea inferior a 5 cm. Presiones altas pueden hacer daño. Presione siempre con el pulgar sobre el círculo posterior.

Aproveche los cambios de orificio para soplar por la nariz y ayudar así, a expulsar la mucosidad. No fuerce la expulsión bloqueando unos de los orificios nasales con los dedos.

Después de la realización de la irrigación puede quedar líquido retenido en los senos que será expulsado durante los siguientes minutos como un pequeño flujo nasal. La expulsión de este líquido se favorece haciendo movimientos con la cabeza hacia los lados y adelante.

Las primeras irrigaciones pueden acompañarse de sensación de opresión frontal.

Si tiene dificultad para utilizar el sistema RhinoDouche®  solicítenos información (Inmunotek, 91 651 00 10) sobre el equipo de irrigación motorizado Grossan-HydroPulse®.

No forzar la irrigación si la nariz está completamente obstruida.

La infección de oídos puede ser una contraindicación. Consulte  a su médico.

Es necesario hacer la solución de SinuSal XL o SinuSal Junior fresca para cada lavado ya que no contiene conservantes.

Es imprescindible ajustar la temperatura del agua para que la irrigación se confortable

Si el agua de su grifo es de baja calidad  (no potable, exceso de cloro, sedimentos, etc.) utilice para la irrigación agua destilada (de venta en farmacia) o embotellada apta beber. El uso de agua estéril o hervida puede ser recomendable en determinadas patologías (p.-ej., fibroisis quística) o tras la cirugía endonasal.

¿No hemos resuelto su duda?

Envíenos un correo con su pregunta y le responderemos con la mayor brevedad posible. Muchas gracias por su confianza.

Realizar pregunta